Saltar al contenido

La basura en México: un problema de todos

agosto 4, 2011

Sí ya no sirve ¡Tíralo a la basura¡ ¿Cuántas veces hemos escuchado esta frase?

Desde niños nos han enseñado que la basura no vale nada. Sin embargo, al paso de los años, este “desperdicio” se ha transformado en un problema irreversible para todos; desde el más rico, hasta el más pobre.

En el mundo se producen miles de millones de toneladas de basura al día; tan sólo en México se producen 30 millones 733 mil toneladas al año de basura y 84 mil 200 toneladas diarias, de las cuales, sólo el 77% de los residuos se recolecta de manera oportuna y únicamente el 50% se dispone o recicla de manera segura, por tanto, 57 mil toneladas quedan abandonadas en  tiraderos de basura, en cielo abierto, cabañas, caminos, lotes baldíos y ríos. (MORA, 2004)

Pero realmente nos hemos puesto a reflexionar ¿Quiénes son las personas que recogen nuestro desperdicio? ¿Qué hay detrás de todo este proceso? ¿Qué hace a la basura convertirse en oro molido?

En México existe un ejército de personas que sí le han dado un especial valor a la basura y hoy en día se ha vuelto no solo un gremio, si no toda una mafia que controla el llamado “Negocio de la basura”.

Especialistas en el tema, afirman que lo que se puede considerar como basura para unos es oro para otros.

Según Iván Restrepo, periodista especializado en el tema y autor del libro “La basura , consumo y desperdicio en el Distrito Federal”, explica que en muchas partes de la ciudad “encontramos una fuerte mafia de pepenadores en el lugar final(…), no se permite ni a las autoridades que accedan a esos lugares, a pesar de ser áreas federales, estatales o municipales”. (CASTELLANOS, 2004)

Por otro lado, Arturo Dávila, el director ejecutivo de Sustenta en México, indicó que desde que se recibe la basura, ésta comienza a recibir un valor agregado al ser separada, lo que la hace finalmente interesante para ser rentable, ya que se tiene identificado lo que se puede vender a las grandes industrias y lo que sí es un desperdicio que jamás se volverá a reutilizar, reitera que  “sí ésta no es separada, no conviene como un negocio”, es por ello que se emplean grandes cantidades de tiempo en separarla.
De acuerdo con algunas de las opiniones de expertos agentes que han realizado estudios estadísticos de este tema, y a la experiencia profesional de empresas que gestionan, hoy en día, en la industria del reciclaje en México, llegamos a la conclusión de que decir, que la basura, y en específico los desechos sólidos pueden ser un gran negocio para el futuro, sí éste se enfoca a la promoción y recaudación de separación de desechos sólidos.

Pese a que es barata la venta de la basura separada, en grandes cantidades resulta una mina de oro, pues, según los especialistas, se estima que el 20% de los desecho sólidos son 100% reciclables.

Por último, cabe señalar que los principales compradores que se interesan por este tema son las grandes empresas que buscan procesar la basura y realizar sus productos con materia prima menos costosa; disminuyen costos de producción y generan una conciencia de reutilización de desechos en sus empresas.

Por tanto, para las nuevas generaciones, se presenta un reto más interesante, ya que tendrán que desarrollar productos que además de ser de bajo costo, partan, en su mayoría, de la reutilización y el reciclaje; productos sustentables.


Hoy en día se necesitan líderes emprendedores que busquen realizar vínculos con el gobierno e instituciones públicas y privadas para poder realmente lograr un cambio cultural en las personas.

Tal es el ejemplo de COGERSA, una compañía Europea que, al detectar la necesidad de su población por darle un mejor uso a los desecho sólidos, buscó gestionar con el gobierno español una alianza estratégica que ayudara a formar la infraestructura que se necesitaba para lograr que las personas se interesaran por el tema, y esto fuera así, parte de su vida diaria.  COGERSA obtuvo grandes resultados al fomentar el consumo responsable, vincular talleres culturales, desarrollar un sistema logístico adecuado para la recolección y sobre todo, al final del día la venta de la basura, como resultado tangible del esfuerzo de todos por colaborar; lo cual permitió que el proyecto fuera autosustentable.

El problema de la basura ya no se puede resolver desde un solo lado del espejo, es necesario vincular a los diferentes actores de la sociedad para lograr un verdadero cambio cultural en las personas; una verdadera conciencia que nos haga voltear al pasado y mirar al futuro, sólo con una cultura de cooperación permitiremos a nuestros hijos disfrutar de este mundo tan maravilloso.

FUENTES DE INFORMACIÓN

1. Mora, José Ángel. El problema de la basura en México. Ed. Adolfo Cristeb Ibarrola. México. 2004.
2. Castellanos, Carmen Gaytan. El negocio del desperdicio. México. 2004.

About these ads
Sin comentarios aún

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: